▷ Aplique Marroquí Mano de Fátima | Apliques Árabes de Pared ✓
Whatsapp
  • Add description, images, menus and links to your mega menu

  • A column with no settings can be used as a spacer

  • Link to your collections, sales and even external links

  • Add up to five columns

  • Aplique marroquí Mano de Fátima

    Cuenta con la bendición de la luz de la Mano de Fátima en tu hogar. Aplique marroquí de piel y forja mano de Fátima Hamsa. Diseño árabe. Este aplique está creado con la intención de provocar una iluminación cálida y agradable, para dotar de armonía a nuestros espacios, pasillos, jardines o terrazas. El aplique está fabricado en una estructura de forja, revestida de la piel pintada 100% a mano por los artesanos de Marrakech.

    La Mano de Fátima o Hamsa, siempre ha simbolizado la protección ante el mal de ojo, y desde la antigüedad se ha adoptado este elemento ritual para proteger las casas y negocios, y prácticamente cualquier estancia. A dia de hoy, es un símbolo que está de actualidad y lo podemos encontrar en cualquier rincón.

    Como curiosidad, podemos comentar que desde siglos, la arquitectura andaluza ha sido construida con la idea base de relajar a la gente de los palacios o de las casas. Para ellos lo más importante era la estética y hacían todo para que el ojo del que mira no sea molestado. La luz es muy importante en el mundo árabe. Intentan fabricar lámparas bonitas que iluminan bien pero que no hagan tampoco una luz demasiado agresiva.

    Disponible en varios colores.

    El aplique NO incluye instalación eléctrica.

    Dimensiones del aplique: 40cm alto, 30cm ancho, 10cm grosor.

    El "maroquin" es una piel de cabra o de cordero preparado con zumaque o agallas. Se utiliza para la confección de objetos de decoración, de ropa o de libros porque es muy resistente y agradable al tacto. El cuero es una especialidad de la artesanía marroquí.

    Esta tradición tiene sus raíces en la cultura de las grandes ciudades como Marrakech, Rabat, Fez y Meknes. Hoy en día, ciudades enteras se dedican a trabajar con cuero y los artesanos marroquíes ofrecen las más bellas obras de arte en la más pura tradición marroquí.

    Cuando la sutileza de los artesanos curtidores se une al toque artístico de los pintores, nacen obras de arte fuera de lo común que embellecerán su hogar con un toque original y 100% artesanal.